I make 4 my city : Arthur Téléprésence, un robot para participar

 

Proyecto
Arthur Téléprésence, un robot para participar

FabLab de Champagnole -  

Un robot para ver y escuchar a distancia, ¡como si se estuviera ahí! Una solución para participar en eventos deportivos cuando uno está inmovilizado o demasiado lejos.

¿Quién, qué?
6 jóvenes becados o en formación imaginaron y diseñaron este robot. Arthur Téléprésence es su nombre, se desplaza a pedido en todos los sentidos y retransmite las imágenes y los sonidos de los lugares donde se encuentra y a donde el usuario no puede ir como estadios, terrenos deportivos, etc. El material necesario para su fabricación se puede adquirir recurriendo a financiamiento colectivo lanzado por los jóvenes.

¿Por qué?
Para permitir a todas las personas que no se pueden desplazar asistir a una manifestación deportiva, a pesar de estar alejado geográficamente, debido a una minusvalía, por una razón económica, médica, etc. Pero, en un sentido más amplio, para eliminar la distancia y romper con el aislamiento de toda persona cortada de la vida deportiva, cultural, social, etc. ya que el robot también puede ir al museo, a la escuela, etc.

¿Cómo?
El robot puede ser pilotado por una persona que tenga una tableta, un smartphone o un ordenador conectados a internet (wifi o 4G). El robot se presenta sobre un carro de 4 ruedas mecánico con una batería electrónica, una tableta que constituye la cabeza del robot (con la imagen de su piloto si lo desea) y una conexión bluetooth. Establece una conexión de imagen dúplex y sonido entre 2 lugares.

 

compartir

 

 

Tres otros proyectos al azar...

Jóvenes en situación de abandono escolar y alumnos con discapacidades auditivas realizan vídeos que permiten descubrir, en línea, las actividades de los clubes deportivos de Dijon y su entorno.

Descubrir los clubs deportivos del Gran Dijon

FabLab Kellefabrik - Dijon  

Una plataforma open source para reinventar los deportes: más abordables, más prácticos, más motivadores... todo gracias a lo digital, al espíritu solidario y a la comunidad de los makers deportivos.

Open source deportes

FabLab Egyt - Le Caire  

Un ajedrez comestible para comérselo, fabricado por uno mismo. 13 jóvenes han unido sus competencias digitales y culinarias y han realizado un prototipo destinado a sensibilizar a asociaciones, hospitales, escuelas... acerca de la fabricación digital y de la salud alimentaria.

El ajedrez-bandeja de comida

FabLab Pot-au-Fab - Paris  

El desafío de los FabLabs Solidarios

En los FabLabs Solidarios, los jóvenes descubren la fabricación digital. Hoy, el challenge #Imake4MyCity le propone crear una solución para desarrollar la práctica del deporte en todo lugar y para todos, favorecer la mixidad en el deporte, cambiar la mirada de la sociedad sobjre la minusvalía. Por lo tanto, reducir las desigualdades.